ARTE

Cuídese mucho

Sophie Calle

Leticia Obeid

Una obra nacida del despecho amoroso a causa de una infeliz carta de ruptura aterriza en el Centro Cultural Kirchner. Luego de un derrotero de más de siete años, tras haber sido estrenada en la Bienal de Venecia de 2007, llega la muestra de Sophie Calle. Se trata de una exhibición enorme que, pese a su volumen y al oportuno encuentro entre una carta y el espacio que fue creado como edificio de correo, parece quedar un poco perdida en el faraónico centro cultural. La historia es conocida: un hombre abandona a Calle por mail y ella decide enviar la carta a ciento siete mujeres para que la relean, analicen, diseccionen y escenifiquen. En el conjunto hay artistas visuales, compositoras, cantantes de ópera, diseñadoras, una filóloga, DJs, actrices famosas (entre ellas, una graciosa Victoria Abril que la reprende por ponerle reglas al amor), analistas del discurso, escritoras, la propia madre de Sophie, que le dice: finalmente él nunca iba a ser una persona simple, es un hombre de letras. El grupo es heterogéneo pero no tanto: traza una radiografía del mundo de la artista, rodeada de intelectuales, artistas y personas cultas.

Una larga fila de videos instalados en pantallas pequeñas que reposan sobre escritorios forma una especie de barrera antes de entrar a la sala principal. Aquí, la acústica del viejo Palacio de Correos hace un efecto de eco abrumador, que por momentos atenta contra la intimidad de las acciones. Una vez en la sala principal, vemos una serie de fotos y textos ampliados y enmarcados, algunos de ellos legibles, otros no debido a la altura del montaje, y una serie de exquisitos retratos de las mujeres participantes y materiales recolectados durante el proceso, un procedimiento en el que la propia Calle ha hecho escuela. Videos, objetos, armarios que se abren y dejan ver su interior con cierto pudor, recetas médicas, respuestas de diferentes especialistas, amonestaciones, palabras de aliento y una entrevista de la artista con una terapeuta, discutiendo el asunto. A la derecha, en una sala muy pequeña, vemos la documentación de un grupo de obras que tuvieron lugar en Buenos Aires en el marco de la Bienal de Performance 2015, donde por primera vez se deja entrar a un grupo de hombres a dar una posible versión de los hechos. Ellos también son artistas e intelectuales, en este caso, locales. Pero en la masa total no llegan a modificar el espíritu de esta obra en la que la mujer parece la única experta en rupturas del corazón. Es ahí donde el majestuoso conjunto resbala hacia un feminismo algo anacrónico, donde la guerra entre los sexos se escenifica a la vieja usanza: las mujeres se abroquelan para defenderse del enemigo, sin dar lugar a las contradicciones propias de una división de géneros binaria. Pareciera que en este caso el arte les juega una mala pasada a la vida y sus ficciones, construyendo un relato fragmentado pero monolítico, donde la mujer es dueña de la palabra y tiene que dar cuenta de aquello que muchas veces es simplemente incomprensible: los dolores del amor. Por muy escenificado que esté el trauma, a esta obra le falta a la vez distancia con su tema y emoción.

Esa frialdad para tomar partido, que la misma autora practica, se esparce en los objetos, los textos, las fotos altamente estetizadas de esas modelos involuntarias que terminan formando parte de un catálogo de respuestas, en el que es difícil escapar del lugar común.

 

Sophie Calle, Cuídese mucho, Centro Cultural Kirchner, Buenos Aires, 26 de mayo – 23 de agosto de 2015.

ARTE

La música es mi casa

Gastón Pérsico

Juan Tessi

La música es mi casa, la muestra de Gastón Pérsico con curaduría de Mariano Mayer en el Malba, toma su nombre del género house, el sucesor en línea de la música disco cuyo lugar … leer más

ARTE

Tristes trópicos

Nora Aslan / Sebastián Camacho / Lorena Marchetti / Kirsten Mosel

Clarisa Appendino

Confío en que los temas de algunas conversaciones provienen de experiencias cercanas, casi inmediatas, pero esa conexión no aparece hasta que decidimos indagarla. Partimos de la muestra Tristes trópicos caminando con un viento que … leer más

ARTE

Materia, forma y poder

Carlos Huffmann

Mario Scorzelli

Una pintura que parece representar la tapa de alguna versión alternativa del libro Leviatán de Thomas Hobbes recibe a los individuos que ingresan a la sala para observar la muestra de Carlos Huffmann. La … leer más

ARTE

Nicolás Mastracchio en Mite

Juan Tessi

La agenda porteña arranca frenética hacia fines de abril. Las galerías anuncian su programación más o menos en esa fecha y el ritmo va in crescendo hasta la feria de arte de fines de mayo. … leer más

ARTE

Comerme los ojos de los otros

Mauro Guzmán

Emmanuel Franco

Dos amigos se ajustan los chupines y salen a la calle en busca de algo memorable. Las expectativas crecen a la par del silencio que genera el maquinar de sus cabezas. Suben al taxi … leer más

ARTE

Objeto móvil recomendado a las familias

Sebastián Desbats

El fracaso como un riesgo necesario cuando se quiere ser vanguardia quedó inscripto en la trepidante aparición del Grupo Orión en 1939. Como una encrucijada aurática —aquí y ahora—, su lejanía se hizo presente … leer más

ARTE

Todas las ideas con las que me he acostado

Manuel Molina

Leticia Obeid

Todas las ideas con las que me he acostado es un potente conjunto de obras que se autodefinen como citas pero son mucho más que eso. Empezando con una copia mimética de la carpa … leer más

ARTE

Glusberg

Federico Baeza

Su barbada figura se retuerce hasta lo indiscernible. Comienza a multiplicarse, vira hacia un naranja intenso mientras un naciente plano azul sideral lo acecha y hace implosionar toda la imagen en una trama caleidoscópica … leer más

ARTE

La evaporación del encanto

Nani Lamarque

Mario Scorzelli

Estamos atravesados por un relato que no es sólo una pesada herencia, sino una fuerza telúrica con la forma de un hiperobjeto que no podemos aprehender y del que sólo somos capaces de percibir algunos fragmentos … leer más

ARTE

Patricia

Gabriel Chaile

Martín Legón

En algún momento no muy lejano, la nueva gestión del Museo de Arte Moderno de Buenos Aires deberá recibir un reconocimiento sincero por parte de la escena porteña; indiscutiblemente, en estos años han pasado … leer más

ver más de ARTE