ARTE

Obsesión infinita

Yayoi Kusama

Gaby Cepeda

La narrativa cronológica de la carrera de Yayoi Kusama fue cultivada por ella misma a través de una cautelosa y difundida documentación de su estudio, y del lenguaje de la “obsesión” que promovió. En el catálogo de la muestra exhibida en Malba, se admite el uso de esta cronología canónica como pauta, y los curadores Philip Larrat-Smith y Frances Morris incluyen en ella pinturas y dibujos tempranos seguidos de claros ejemplos de sus sucesivas preocupaciones –repetición, falos, lunares–.

La obra de Yayoi Kusama es potente en la clave del pop desde su poder de reinvención visual constante; e interesante desde la aptitud de la artista para el personal branding en una época muy anterior a la de nuestras redes sociales. Cuando se instaló en Nueva York en 1958, Kusama entendió que debía reinventarse, ser más grande y más audaz que las pequeñas pinturas y dibujos que realizaba en su Japón natal. Trabajó en la creación de trademarks visuales y supo acompañarlos de una presencia efectiva en el ámbito artístico y en los medios.

Primero fueron las Infinity Nets, enormes lienzos monocromáticos cubiertos de circulitos blancos repetidos ad infinitum; después vinieron las esculturas Accumulation, donde montones de falos de tela y distintos tipos de pasta recubrían muebles, personas y cosas. Poco tiempo después, Kusama se asocia de una vez y para siempre con los lunares, su marca más establecida, que ya habían aparecido en collages y en instalaciones.

En la muestra de Malba, la narrativa lineal de Kusama se mantiene hasta la mitad de la primera sala, donde se proyecta el filme Kusama’s Self-Obliteration (1967), una psicodélica documentación de su intensa relación con los lunares y su entorno. Una fila retorcida de gente que atraviesa la sala se dirige al muy facebookeado Infinity Mirror Room – Phalli’s Field (1965/2013), con los espejos y adorables falos de tela moteada. A continuación, un laberinto de saturadas instalaciones inmersivas guían el recorrido: livings enrarecidos con lunares y luz negra; y una habitación reflejante, mezcla entre display comercial de alta gama y rave minimalista.

La exhibición delinea una revisión de los grandes éxitos de Kusama y relata la lectura más frecuente de su carrera. Se trata de una producción visual que, aunque gobernada por la obsesión, desarrolla un lenguaje visual accesible e incluso alegre o humorístico por momentos. En ese sentido, el oscuro diagnóstico que Larratt-Smith desarrolla con la historia psiquiátrica de la artista se hace presente únicamente en el texto que escribió para el catálogo. La lectura psicoanalítica del curador se diluye en una muestra que se conecta con el espectador desde lenguajes amigables y reconocibles, como la moda, la paleta de color del pop y la sexualidad floreciente de los sesenta. Sumamente exitosa en su relación con el público, la muestra es un acercamiento efectivo a la obra de una artista que se descubre como diversa y potente, mucho más que obsesiones y lunares.

Yayoi Kusama, Obsesión infinita, curaduría de Philip Larratt-Smith y Frances Morris, Malba, Buenos Aires, junio a septiembre de 2013.

ARTE

Lontano

Pablo Accinelli

Alfredo Aracil

No fue especialmente atrevido ni interesante el Gallery Weekend de Madrid celebrado el pasado 14 de septiembre. La cita, que marcaba el arranque de una nueva temporada, fue utilizada por las galerías, salvo alguna … leer más

ARTE

Lxs Pierri

Orlando Pierri / Duilio Pierri / Tiziana Pierri

Juan Laxagueborde

En pocos días ya no van a estar colgados en el Centro Cultural Recoleta los cuadros de tres personas apellidadas Pierri, Lxs Pierri: Orlando, Duilio y Tiziana. Abuelo, padre e hija. Antes de que cierre, … leer más

ARTE

Pruden, Guerrieri, Böhtlingk

Déborah Pruden / María Guerrieri / Florencia Böhtlingk

Mario Scorzelli

Uno puede estar con entusiasmo o depresión mientras navega leyendo los diarios del mundo, o permanecer con desconcierto frente a las noticias que predicen el fatal calentamiento global, como un sapo que explota dentro … leer más

ARTE

¿Quién es Daniel Melgarejo?

Daniel Melgarejo

Emmanuel Franco

Parece que Daniel Melgarejo tuvo la oportunidad de hacerlo todo: ilustró tapas para los discos de Virus, bailó entre el mundo de la publicidad y el arte, pasó por la revista Playboy de España, … leer más

ARTE

Porque ¡yo escribo!

Mirtha Dermisache

Alfredo Aracil

No es afortunado el título de esta primera retrospectiva que Malba presenta del trabajo de Mirtha Dermisache. Extraída de su contexto, la cita de la artista no logra evidenciar las fugas presentes en un … leer más

ARTE

… to keep the Moon in sight

Erica Bohm

Martín Legón

Nuestra historia con la luna es la historia de una distancia. Las mitologías y cosmogonías que le atribuyen valores son innumerables (por no decir infinitas), en gran medida porque son las narrativas que nos … leer más

ARTE

PintorAs

Emmanuel Franco

Una armando el listado de obras que van a Madrid. Del Excel pasa a dibujar arabescos mientras escucha reclamos de un curador vía Skype. Otra se concentra y se pierde en los colores de … leer más

ARTE

Skulptur Projekte Münster 2017

Mariano Mayer

Este año la etiqueta “el verano de arte” no es la constante. En reemplazo se escuchan ligeros y ¿prudentes? estados de opinión en relación con los grandilocuentes eventos expositivos estivales. Llego a documenta 14 … leer más

ARTE

Soñé que me rapaba, me convertía en varón y desfilaba con un papel entre los dientes

Maruki Nowacki

Emmanuel Franco

Soñé que me rapaba, me convertía en varón y desfilaba con un papel entre los dientes es el título de la exhibición de Maruki Nowacki en la galería UV. Algún curador multiuso, de esos que se … leer más

ARTE

Bóveda gagá

Ana Vogelfang

Laura Ojeda Bär

Las paredes son lo que la piel al cuerpo. Ambas cumplen roles similares. Por un lado, protegen el volumen que recubren. Por otro, en su superficie se registra el contacto con el exterior: primero, … leer más

ver más de ARTE